El Viento y el Agua: Una Historia de Madurez Kuna

For the English version, click here

Sinopsis

El Viento y el Agua (2008) cuenta la historia de un joven indígena que se dirige a la Ciudad de Panamá. Allí descubre el costo real de vivir en una ciudad y en el camino conoce a una chica mestiza de familia rica. Su encuentro es crucial para ambos y al final llegan a un acuerdo sobre su lugar e identidad.

Reconstruyendo Panamá

Las Consecuencias de la Invasión de Panamá

Aunque Noriega se había ido, Panamá seguía sumida en una deuda catastrófica. Tras un comienzo lento, el recién formado gobierno de Endara empezó a reconstruir el país. Desgraciadamente, a diferencia del periodo Torrijos-Noriega, en el que personas de diversas etnias ocupaban altos cargos políticos, el gobierno de Endara revivió la tradición rabiblanca que existía antes de 1968, cuando prácticamente todos los cargos ministeriales eran ocupados por blancos. Esto creó mucha tensión entre su administración y la policía panameña (PDF) que era mayoritariamente mestiza. Sólo se calmó con la permanencia de tropas estadounidenses como intermediarias entre ambos, pero sus esfuerzos fueron insuficientes. Tras un intento de derrocar a Endara por parte de la PDF, Endara propuso una serie de medidas. Se aprobó una ley que otorgaba a la policía su primer comandante civil desde 1930. También se propuso una enmienda constitucional que convertiría a Panamá en el segundo país latinoamericano en abolir el ejército. Sin embargo, se creó una manera ilegítima en la enmienda para permitir la formación de unidades policiales especiales temporales para contrarrestar actos de “agresión externa”. El uso de la policía por parte de Endara para reprimir la disidencia hizo que su índice de aprobación que inicialmente era del 70% bajará al 10% en mayo de 1992. En 1994 se celebraron las primeras elecciones completamente libres desde 1968 y las más libres de la historia de Panamá, en las que el PRD eligió como candidato a Ernesto Pérez Balladares, un protegido de Torrijos. Aunque muchos temían que un voto por él fuera un voto por el autoritarismo,Pėrez Balladares ganó. 

Ernesto Pérez Balladares

A Pérez Balladares le gustaba llamar a su método de reformar Panamá “Torrijismo renovado”, aunque demostró ser menos radical. Los verdaderos problemas llegaron, irónicamente, en un área que pretendía reformar: el narcotráfico. En enero de 1996, una investigación de la comisión bancaria de Panamá descubrió que el Banco Agroindustrial y Comercial de Panamá (BANAICO) había sido utilizado como un centro importante de blanqueo de dinero para el cártel colombiano de Cali y que la campaña de Pérez Balladares había aceptado dinero obtenido del hombre del cártel en Panamá, José Castrillón Henao. ganó la presidencia.

Su elección supuso la inversión de las políticas decididamente neoliberales de los últimos años con Pérez Balladares y un regreso a las raíces populistas de Panamá. Prometió un traspaso fluido del Canal a finales de año. Sin embargo, al abandonar Panamá, los militares estadounidenses dejaron más de 17.000 lugares contaminados con municiones sin explotar en todo el canal, procedentes de los pesticidas. El agua potable de los alrededores del canal contenía un 300% más de plomo. Moscoso se quejó de que los Estados Unidos no habían limpiado prácticamente nada. Al final de su mandato, Panamá seguía enfrentándose a los altos índices de criminalidad desde la invasión y a un desempleo elevado. El sucesor de Moscoso, Martín Torrijos, hijo del antiguo dictador, también tuvo dificultades para crear una reforma significativa. En la cúspide del siglo XXI, Panamá se enfrenta a un reto generacional para solidificar su democracia.

El Pueblo Kuna

Una Mujer Kuna

Los Kuna son nativos que viven principalmente en las Islas San Blas. Los Kuna han sido más cerrados, prohibiendo los matrimonios mixtos y excluyendo a los extranjeros al menos desde el siglo XVIII. A lo largo del siglo XIX, los Kunas se plegaron a Colombia que por lo general los dejó en paz. Incluso cuando Panamá se independizó de Colombia, algunos Kunas siguieron siendo leales a este país, haciendo que el gobierno panameño desconfiara de ellos. Panamá no tardó en iniciar una campaña para establecer el control administrativo en San Blas. En 1904, se convenció a varias aldeas para que aceptaran a Panamá y se llevó a muchos jóvenes a la Ciudad de Panamá para que recibieran una educación. El gobierno intentó cambiar su vestimenta tradicional, ya que su traje (especialmente el femenino) era un símbolo clave de su identidad étnica y de su separación. También intentaron suprimir las ceremonias y fiestas que celebraban los Kuna. En los casos en que la policía tuvo éxito, se obligó a los jóvenes a asistir y bailar con el acompañamiento de gramófonos. El gobierno panameño sentía lo mismo por San Blas que por la Zona del Canal. Era un lugar estrictamente no latino donde se rechazaba su poder. En 1924, la policía se extendió a cinco pueblos nuevos y rápidamente impuso su programa. La enfermedad del plátano en otras partes del país también forzó la expansión rápida de las plantaciones en San Blas. El 23 de febrero de 1923, día de carnaval, estalló la revolución en todas las islas ocupadas. En los días siguientes fueron asesinados un total de 30 policías, colaboradores y mestizos. Se proclamó una república independiente con una declaración de independencia de 25 páginas escritas por Richard Marsh, un explorador estadounidense con el que habían forjado amistad. El acuerdo de paz final renovó su lealtad a Panamá, pero los Kunas disfrutaron de una gran medida de autogestión a partir de ese momento. 

Encontrando tu Río

El Viento y el Agua

Cuando nuestro protagonista, Machi, está viviendo todavía con su familia nativa, su tío abuelo le cuenta una historia importante. Había una vez tres hermanos valientes que vivían bajo el dominio de un tirano. Hartos, decidieron marcharse y hacer un plan. Una vez que hicieron su plan, el viento se llevó sus palabras directamente al enemigo. Enojados porque su trabajo no sirvió para nada, bajaron al río. Una vez que el agua llegó a sus bocas, el agua protegió sus palabras del viento y finalmente fueron libres de hablar. Su tío abuelo le dice que es imperativo que Machi encuentre su propio río. En efecto, esa es la historia de esta película. Su viaje a la ciudad es lo que le da la necesidad de hablar y planificar. No puede creer cómo vive la gente en la ciudad. Se queja de sus ropas oscuras y aburridas, de los edificios opresivamente altos y del agua sucia del mar. Machi cree que lo peor de todo es que está solo bajo el agua sin que nadie lo escuche. Esto acentúa la idea de que la ciudad es un lugar alienante. Sólo cuando conoce a Rosy puede encontrar esa sensación de comunidad. Después de mostrarle las cosas buenas del pueblo Kuna y su herencia compartida, por fin tiene ese lugar. La película termina con una imagen de los dos subiendo a un barco en San Blas para ir a pescar. Finalmente, está en el agua con alguien que lo entiende.

El Camino de Rosy

El Viento y el Agua

Machi no es la única persona que vive un increíble crecimiento personal. Al principio de la película, Rosy se avergüenza de sus raíces Kunas. Se nos presenta en su quinceañera cuando, tras recibir un regalo tradicional de un pariente indígena, lo esconde cuando llegan sus amigos. Lo que no entiende de su herencia es que la seguirá allá donde vaya y si no la enorgullece, podría ser utilizada para explotarla. Casi al final de la película, intenta convertirse en modelo y, sin saberlo, es aceptada para un trabajo por su aspecto indígena. Cuando llega al trabajo, se da cuenta de que es para un anuncio inmobiliario. Los bienes inmuebles en cuestión van a ser vendidos por el pueblo Kuna a la empresa de su padre que utilizará los terrenos para construir complejos turísticos. Sin saberlo, Rosy se ha convertido en un instrumento de la opresión de su propio pueblo y no se siente bien. Gracias al encuentro con Machi, ha podido conocer las partes buenas de su herencia y aceptar por fin esa parte de sí misma. Al aceptarse a sí misma, no puede ser explotada nuevamente.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s